Paul Poiret – El Primer Diseñador De Modas

 In Diseñadores Historia

 

(1879-1944)

       (1879-1944)

“La moda necesita un tirano”. Con esta afirmación, Paul Poiret definió exactamente las carencias de la moda a principio del siglo XX. Por supuesto, sus razones no eran del todo desinteresadas, ya que él se consideraba el único capaz de asumir el papel de déspota ilustrado. En medio de tanta indecisión, hacía falta alguien que tomara el mando. Ese alguien debía tener nuevas ideas, y, además de amar la vida, las artes y las mujeres, debía sentir un ansia insaciable de belleza y autorrealización. En definitiva, ese alguien no podia ser otro que Paul Poiret.

El futuro modisto nació en 8 de abril de 1879 en un ambiente propicio a los placeres sensuales. Sus padres eran comerciantes de telas en el barrio de Les Halles, que en aquella época seguía considerándose el “vientre” de París gracias al célebre Mercado. Hoy, continua siendo la capital de la industria textil francesa. El pequeño Paul descubrió muy pronto que era un elegido: quien tiene demasiada imaginación e insuficiente disciplina para un trabajo normal, solo puede ser artista. El parecer del rechoncho y risueño soñador era secundado por su madre y hermanas. Sólo el padre era inmune al encanto de Poiret, y le obligó a terminar los estudios secundarios. Después, lo mandó a trabajar como chico de los recados al taller de un paraguero para que aprendiera lo dura que esta la vida.

Sobre esa etapa humillante Poiret comentó lo siguiente: “Es posible que de vez en cuando me olvidara de lavarme el cuello, pero cada día me cambiaba el cuello de la camisa”. En efecto, estaba convencido de que no hay nada más importante que la apariencia externa. De su maestro, tomaba lo único que él podia darle: retales de seda.  Con los restos de la producción diaria, Poiret elaboraba por las noches creaciones extravagantes, que probaba a un maniquí de madera de 40 centímetros de altura, regalo de sus hermanas. Gracias a sus diseños, las tres le profesaban auténtica devoción, algo que él exigiría de todas las mujeres a lo largo de su vida.  Resulta sorprendente que, en lo que a moda se refiere, Poiret siga siendo considerado el artifice de la liberación de las mujeres, sobre todo si pensamos que lo único que le importaba era su propia fama, y que para él la medida de las cosas era su propio gusto. Esto y su talento como dibujante le procuraron un puesto de asistente del famoso modisto Jacques Doucet, una gran experto en arte y coleccionista. Junto a él, el polifacético principiante no solo aprendió el arte de la costura y el de la Buena vida. También asimiló que tartar bien a las estrellas del teatro podia reporter mucha publicidad.

” BOCETOS DEL PRIMER DISEÑADOR – PAUL PORIET “

1908 - Paul Poriet - Jazmín Gastélumporiet bocetto - Jazmín Gastélumboceto- Paul poriet - Jazmín Gastélum proiet boceto - Jazmín Gastélum Paul Poriet - Jazmín Gastélum Paul Poriet - Jazmín Gastélum

 

 

 

 

 

 

 

 

Logotipo y Etiqueta

                               Logotipo y Etiqueta

 

 

      

Recommended Posts

Leave a Comment

0